Publicado Por: Puerto Plata En Línea 09 enero 2014

Las principales fuerzas vivas de Puerto Plata se han sacudido de la tradicional indolencia de los dominicanos, para decidirse a iniciar una tarea mancomunada de voluntades y de acción, devolviéndole a la provincia la primacía que alcanzó en la década del 70 con el Gobierno del doctor Balaguer, que dio inicio a las grandes inversiones, para hacer de esa zona el primer polo turístico.

De esa manera, en base un programa lleno de proyectos, Puerto Plata se convirtió en un polo turístico que nació con sus debilidades congénitas, y para 1990 fue perdiendo su empuje, al verse desplazado por los polos turísticos del Este. El turismo de la zona se derrumbó en más de un 65% por el trato y maltrato que recibían los que llegaban en los cruceros que semanalmente atracaban en el puerto de la ciudad. Además estaba el problema del clima, ya que la temporada turística coincide con la mayor frecuencia de lluvias y oleajes desde diciembre hasta abril.

Las visitas de los turistas, aparte del programa que se preparaba para la presentación de un show típico, incluía la visita a la loma de Isabel de Torres con el uso del Teleférico, a la bodega de Brugal, el fuerte de San Felipe, la zona victoriana de la ciudad, la casa de Luperón, museo del ámbar, la hermosa y bella iglesia con la peculiar glorieta del parque, aparte del disfrute de los numerosos hoteles que existían en Playa Dorada.

De repente, todos esos atractivos en la década del 90 comenzaron a verse desolados por la falta de visitantes, al retirarse del puerto los barcos cargados de turistas que semanalmente llegaban, y en consecuencia, la disminución de la promoción del lugar impactó en la llegada de los vuelos desde Europa y Estados Unidos, ya que la agresiva actuación de los sindicatos de choferes, de guías, así como la presencia de los maleantes, que como supuestos padres de familia atemorizaron de mala manera a los turistas, que preferían no desembarcar y se quedaban en los barcos hasta la hora de salida hacia otros puertos del Caribe con mayor seguridad, atractivos y gentileza de las gentes.

Al toparse los inversionistas con sus inversiones paralizadas, y poco rendimiento, los hoteles vacíos y deteriorándose con una escasa ocupación, que no llegaba a superar el 40%, se dieron cuenta de sus errores y de la necesidad de relanzar las ofertas turísticas de la región, aceptando que la culpa del colapso no solo la tenían los padres de familias de los choferes, guías, buscones, etcétera, sino que estaba en ellos mismos por un egocentrismo equivocado, en que cada quien quería ser el que más descollara, en lugar de arrimarse para que hombro con hombro impulsar de nuevo a Puerto Plata hacia el sitial de un polo turístico de gran aceptación mundial.

En la actualidad se nota una gran preocupación por reactivar a la ciudad en base de su despertar turístico. Las atractivas condiciones que exhiben sus casas victorianas es muestra de un gran esfuerzo, para que esas calles estrechas de la parte vieja de la ciudad sean parte del atractivo y hasta más notable será cuando se complete la restauración y remodelación de la residencia del afamado galeno Ricardo Limardo, enclavada en una hermosa área tropical de tupida vegetación. De seguro podría ser un gran museo.

“Yo creo en Puerto Plata” es la consigna que se ha adueñado de los puertoplateños. La misma es el aglutinante de un propósito desarrollista a medida que avanza la construcción del moderno muelle para trasatlánticos en la bahía de Maimón, con lo cual esa inversión será de por sí el motor para que más puertoplateños se integren a un proceso colectivo de sacudirse del sanbenito de culpabilidad por el desplome del turismo de la década del 90 del siglo pasado. Se creía que estaba asegurada la prosperidad de la zona al norte de la cordillera septentrional, que abarca desde el este a Sosúa y Cabarete con su peculiar atractivo turístico con sus vientos, y en el oeste a Maimón, Luperón, Imbert con los 27 saltos de la Damajagua, Estero Hondo y Punta Rucia.

Fuente:
http://hoy.com.do/yo-creo-en-puerto-plata/autor/fabio-herrera-minino/

Buscador

Ofertas de Empleos

Ofertas de Empleos
Empleos en Dominicana

Archivo del Blog

- Copyright © Puerto Plata En Línea | El Blog de Puerto Plata | Powered by Blogger -